5 músicos que empezaron la fiesta en el camerino

Artistas como Elvis Presley o Josh Homme han subido al escenario con alguna copa de más como poco.

0
1356
Amy Winehouse con un polo rojo y pendientes de leopardo
Un concierto es una fiesta, para el que lo ve como para el que lo lleva a cabo. La celebración de la música en todo su esplendor y, bien hecha, se convierte en una experiencia extracorpórea. Como toda fiesta, muchos la acompañan de alguna que otra copa, unas cuantas cervezas, un chupito por aquí y una petaca por allá y, al final, la fiesta ha empezado mucho antes de que lo haga el propio concierto.

Estos músicos llevaron la fiesta a tal límite que o bien no pudieron mantener la compostura durante su actuación u ofrecieron un espectáculo digno de recordar. Es probable que, también, alguna sustancia haya encontrado su camino como compañía del alcohol. ¿Quién se lo iba a imaginar?

[TS-VCSC-Divider divider_type=”ts-divider-two” divider_text_position=”center” divider_text_border=”#eeeeee” divider_image_position=”center” divider_image_border=”#eeeeee” divider_icon_position=”center” divider_icon_color=”#cccccc” divider_icon_border=”#eeeeee” divider_border_type=”solid” divider_border_thick=”1″ divider_border_color=”#eeeeee” margin_top=”0″ margin_bottom=”0″]

1. Amy Winehouse

La cantante conoció el éxito gracias a un tema que representaba perfectamente su amor por el exceso, ‘Rehab’. Desgraciadamente, lo que terminara con su vida había terminado con su carrera musical tiempo atrás.

2. Queens of the Stone Age

No hay fallos, no se cae nadie ni terminan vomitando en el suelo, pero este apoteósico final de ‘Ode to Clarissa’ demuestra que Josh Homme llevaba un rato de fiesta en su cabeza mientras no nos dábamos ni cuenta.

3. Green Day

Esta eclosión rabiosa de Billie Joe Armstrong durante el I Heart Radio Music Festival por que dieran poco tiempo a su banda se vio potenciada por un alto nivel de alcohol en sangre. Poco después, el líder de Green Day admitiría su problema y entraría en rehabilitación.

4. Elvis Presley

Hasta el Rey tropieza. Su adicción a los barbitúricos llegó a causarle dos sobredosis en un año y aquí nos engaña mostrando su cara más “amable”, con un Elvis que se trastabilla al hablar y un público que se ríe ante su carisma.

5. The Rolling Stones

A Sus Satánicas Majestades les precede su reputación. Por eso, no nos extraña ver que Ronnie Wood tenga algún que otro problema para mantenerse en pie durante esta interpretación de ‘You Can’t Always Get What You Want’ en el Hampton Coliseum en 1981.