Se ha convertido en un tema realmente controvertido intentar explicar el cambio de The Strokes y Arctic Monkeys, se ha llegado a decir que ambos se han comercializado, que han perdido los valores iniciales e incluso que no eran tan buenos como parecían cuando sus primeros trabajos fueron auténticas revelaciones de la pasada década.

La realidad sin embargo es diferente en ambos casos. Puede ser que The Strokes haya regresado por el dinero como el mismo Julián Casablancas afirma, pero la mayor diferencia entre Is This It? y Angles es la espontaneidad que se respira en el primero, necesita muchas menos escuchas para atraer. Si cualquier otra banda hubiera hecho Angles habría sido sin duda la revelación del año, pero la mayoría de los fans son gente radical que no sigue a los músicos que son sino a los discos que sacaron.

En el caso de Arctic Monkeys se evidencia en las entrevistas a Jamie Cook o a Alex Turner que estaban cansados de hacer lo mismo, que necesitaban un cambio. Este cambio fue empaparse de buena música, escuchar Pink Floyd, Black Sabbath y Nick Cave en Los Angeles hasta reventar. Entonces entendieron que podían expresar su música de una manera más lenta y oscura, más sentida. Se les ha dicho que se han comercializado cuando realmente se han alejado más todavía del patrón comercial, es absurdo.

No digo que se tenga que aceptar toda la música que se produzca por grupos que nos gustaron en sus inicios, sólo que se ha de ser consecuente con lo que se les echa en cara a la hora de valorar sus nuevos trabajos. Si tanto gustó Room on Fire o Whatever People Say I am, quizá deberíamos ser capaces de sentarnos y escuchar y apreciar con más respeto Humbug y Angles.

Aquí os dejo el enlace a la crítica de HTM de Angles.

F.Naval

Contenidos similares: