Green Day | Tre

-

Green Day | Tre

En estos tiempos que corren las promesas han perdido total valor para las personas que las reciben. Muy pocos son los que llevan hasta el final el cumplimiento de su palabra y de entre esos pocos, son los chicos de Green Day, quienes anunciaron tres discos antes de que termine el 2012 y finalmente en diciembre ha llegado a nuestros oídos la última entrega de la trilogía.

Como comentaban los propios integrantes de la banda, a esta trilogía se la podía comparar a una gran fiesta. Si comentaban que Dos era una juerga, Tré sería la post-party. ¿Y qué pasa el día después? Después de ponernos en pie, empezamos a recordar partes puntuales de lo que fue la noche anterior y comprobamos que somos una prueba viviente de que todo lo viene a nuestra memoria, sucedió. Y eso es lo que intenta ser Tré.

En esta tercera entrega, el lugar de la portada es para Tré Cool el chico de la batería. El disco cuenta con doce canciones, y empieza abriendo bocas con una calmada melodía llamada Brutal Love. Unos dulces punteos de guitarra van acompañando la voz del frontman, Billie Joe. Y este no será el único tema lento del disco, pues no muchas canciones más adelante encontramos Drama Queen, en la que nuevamente una guitarra, acústica en este caso, va marcando el compás. Y es que si es un disco que busca emular los efectos posteriores de una noche loca, no está mal, ya que nos nuestra cabeza siempre busca un poco de calma en medio de la tormenta.

Conforme avanzamos por el disco, encontramos canciones como Missing you o 8th Avenue Serenade que parecen estar a punto de explotar en melodías garaje a lo que están acostumbrados, pero no lo hacen. En lugar de probar una nueva ruta, regresan al camino de siempre volviendo, intencionadamente o no, a sus inicios musicales.

Continúan  las canciones como X-Kid y Sex, Drugs & Violence, o Amanda, que sigue siendo más de lo mismo que hemos venido comentando anteriormente. Canciones con mucho potencial, a las que se puede sacar mucho más instrumentalmente hablando, pero que por una u otra razón, permanecen en el limbo de los niños buenos.

Para esta tercera entrega nos encontramos con The Forgotten, un corte que ha sido utilizado para formar parte de la banda sonora de Twilight. Una melodía que nos descoloca, pues genera un gran contraste con las canciones que la preceden.

Green Day  lanzó hace algunos meses un proyecto que creó mucha expectativa, si no alrededor de su música sí en el formato de lanzamiento y presentación. Prometieron tres entregas que finalizaron este mes, y en el que con todas las cartas sobre la mesa, comprobamos que ha sido un objetivo ambicioso que ha resultado fascinante para algunos y decepcionantes para otros.

Muchas veces se puede caer en el error de publicar un disco tras otro, dejando en un segundo plano lo que importa de verdad y es la música que se está haciendo. Personalmente considero que aún pueden hacerlo mejor, reinventarse y seguir progresando, aunque eso solo lo sabremos con el tiempo. Y así finalizan una etapa.

  • Y a ti, ¿qué te parece la tercera entrega de lo nuevo de Green Day?
Veronica Chamorro
¿Biografía? Soy demasiado jóven para tener una de esas.. Redactora en Hablatumúsica. Estudiante de Comunicación Audiovisual.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Lo + visto

Si haces electrónica no te llames músico

Llegas a un concierto y, en un inmenso escenario, solo hay un hombre y un ordenador. ¿Es un músico? No, él hace electrónica.

Los discos de Radiohead: del peor al mejor

Los cinco miembros de Radiohead nunca serán recordados por sus escándalos, sus excesos, sus extravagancias ni su alcoholismo.

M.I.A.: La revolución en la moda

La artista británica M.I.A. lanza su nuevo álbum, 'Matangi', y aprovechamos para hacer un repaso al ecléctico estilo que la acompaña desde sus inicios.

Los discos de Muse: del peor al mejor

No era sencillo sorprender a la audiencia de los últimos noventa ni los primeros 00's, pero Muse fue capaz de conseguirlo.

Lo más comentado

Si haces electrónica no te llames músico

Llegas a un concierto y, en un inmenso escenario, solo hay un hombre y un ordenador. ¿Es un músico? No, él hace electrónica.

¿Es necesario el ‘The Endless River’ de Pink Floyd?

Los restos de la mítica formación de Pink Floyd inventan un nuevo álbum que puede seguir dañando su discografía.

RelacionadosNo te los pierdas
Seleccionados para ti