Morrissey | World Peace Is None of Your Business: aburrida caricatura

0
1086
Portada de 'World Peace Is None Of Your Business' de Morrissey.
[TS-VCSC-Divider divider_type=»ts-divider-lines» divider_text_position=»center» divider_text_content=»PUBLICIDAD» divider_text_border=»#eeeeee» divider_image_position=»center» divider_image_border=»#eeeeee» divider_icon_position=»center» divider_icon_color=»#cccccc» divider_icon_border=»#eeeeee» divider_border_type=»solid» divider_border_thick=»1″ divider_border_color=»#eeeeee» margin_top=»0″ margin_bottom=»20″][td_ad_box spot_id=»custom_ad_1″][TS-VCSC-Divider divider_type=»ts-divider-border» divider_text_position=»center» divider_text_content=»PUBLICIDAD» divider_text_border=»#eeeeee» divider_image_position=»center» divider_image_border=»#eeeeee» divider_icon_position=»center» divider_icon_color=»#cccccc» divider_icon_border=»#eeeeee» divider_border_type=»solid» divider_border_thick=»1″ divider_border_color=»#eeeeee» margin_top=»20″ margin_bottom=»0″]
[dropcap type=»1″]L[/dropcap]a muerte de Jerry Finn rompió uno de los dúos más improbables y con mejor resultado que había tenido la música contemporánea. Finn fue productor asociado a la sencillez estilística de bandas como Blink 182, AFI, Sum 41 o Pennywise desde sus comienzos hasta que en 2004 conectó en algún lugar con Morrissey para relanzarle no solo como icono deslenguado, Mozz también seguía siendo un brillante hacedor de álbumes.

[TS-VCSC-Spacer height=»10″]

Pero una hemorragia cerebral seguida de un ataque al corazón acabó con Finn en 2008. Dejó para la posteridad el ya histórico ‘You Are the Quarry’ (Sanctuary, 2004) y ‘Years of Refusal’ (Decca, 2009). Ahora Morrissey regresa y se muestra más huérfano que nunca en un ‘World Peace Is None of Your Business’ (Harvest, 2014) que no está a la altura de sus últimos años.

Las canciones de este décimo álbum en solitario se desarrollan en una fina línea entre lo tópico y lo cómico -‘The Bullfighter Dies’ o ‘I’m Not a Man’- en las que la lírica de Mozz aparece un tanto seca. Todo lo redondea una producción sonora con influencia flamenca -‘Kiss Me a Lot’-, acústica y recargada que dificulta un álbum olvidable y sin la contundencia necesaria, lo que hace echar de menos al Morrissey que amenazaba Thompson en mano.

[quote_box_center]Harvest | 2014[/quote_box_center]