Sidonie | Sierra y Canadá

[dropcap type=”1″]L[/dropcap]a inspiración a la hora de crear un disco se puede encontrar en infinidad de elementos que no resulten ser los tradicionales. El feo de los Wham!, historias de amor entre robots y humanos, muebles de Ikea y sobre todo el sonido de un órgano Lowrey son algunos de los ingredientes que nos encontramos en ‘Sierra y Canadá’ (Sony, 2014), un pasaje en la trayectoria de Sidonie que indaga en los teclados y desatiende a las guitarras para contarnos la esencia de un romance asincrónico. El séptimo disco de la banda catalana, con claras influencias de Pet Shop Boys, anhela un cambio en el sonido que finalmente les devuelve a la naturaleza típica y pegadiza de Sidonie.

Lo Mejor

Buena ejecución de los teclados a pesar de no dominar en un principio el instrumento.
El sonido synth-pop les proporciona un admisible aura ochentero.
Su actitud no empaña el carácter del que dotan a este ‘Sierra y Canadá’.

Lo Peor

Letras poco atendidas, que buscan la repetitividad, en temas como ‘Yo Soy La Crema’ o ‘Estáis Aquí’.
En un conjunto de canciones aceptables, ninguna destaca por su brillantez. 
Exceso desmesurado en el uso de ecos.
Yaiza Sotohttps://hablatumusica.com/
Redactor en HABLATUMÚSICA. Estudiante de Periodismo en la Universidad Complutense de Madrid.