Unknown Mortal Orchestra | II

-

Unknown Mortal Orchestra | II

  • JAGJAGUWAR

  • 8

Desde que el hombre es hombre ha necesitado de la música. Y si eres un apasionado de ella, aún más. “Oír la noche inmensa, más inmensa sin ella”, frase tan maravillosa de Neruda como su propia obra, puede aplicarse perfectamente a lo anteriormente citado. La tierra es aún mayor cuando ésta no tiene música. Un mundo exento de melodías que te hagan temblar de furia o de pasión no es mundo, es una putada.

La ventaja es que las personas no tienen la obligación de escuchar sólo un tipo de música. Uno puede coger sus polifonías preferidas, ponerlas en un pedestal y venerarlas, pero éstas no tienen por qué corresponder al mismo tipo de género.

Sin embargo, algunos “locos” se dedican a fusionarlas, tratando de encontrar una “masterpiece”, una obra maestra universal. Y Unknown Mortal Orchesta lo ha conseguido. La banda de Portland, EEUU, nos presenta II, su segundo álbum. Es una evolución a gran escala del anterior, ya de por sí excelente, que posee un toque casi místico pero a su vez íntimo y personal. Como si el sol que nos alumbra pudiera ser robado durante unas horas para ser visto de cerca en un microscopio, disfrutado por una sola persona aunque fuese de todos.

Lo-fi descafeinado y tranquilo con tintes psicodélicos es lo que nos encontraremos en un disco sencillamente genial. Algunas canciones recuerdan a los célebres Black Keys, defensores de la patria musical más sincera en detrimento del niño rubio “holliwoodiense” que aún no se ha dado cuenta de que está siendo totalmente explotado. No need for a leader lo puede atestiguar. Es más, parece que te lo está diciendo con su letra. En otras ocasiones, el disco toma un cariz más intimista, como en From The Sun. El comienzo de ésta última es como volver a la música de los Zeppelin, cuando a un tal Page le daba por coger una guitarra acústica y acojonar al mundo. Hasta me recuerdan a los Rolling en su etapa primigenia en The Oppposite of Afternoon

Al disco, aún así, le sobran un par de canciones. La mera existencia de Dawn, un instrumental realizado entero a ordenador, es incomprensible. Aún así, se lo perdono, como si de Jesús se tratara en la cruz, tan sólo por el gran álbum que han realizado. Casi nada.

Eso sí, obviando ese pequeño detalle… Terremoto en la psicodelia actual porque, para ser su segundo disco, la proyección del proyecto liderado por el frontman Ruban Nielson es criminalmente buena. Además, su calma en algunos momentos del disco les hacen ofrecer algo que otros no tienen. En el momento en que definan aún más su camino, se pueden llegar a colar entre los “mayores”. Ver veremos.

Carlos Arguelles
Proyecto de periodista y publicista. Redactor de Hablatumúsica. Community Manager y representacion online.

5 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Lo + visto

Si haces electrónica no te llames músico

Llegas a un concierto y, en un inmenso escenario, solo hay un hombre y un ordenador. ¿Es un músico? No, él hace electrónica.

Los discos de Radiohead: del peor al mejor

Los cinco miembros de Radiohead nunca serán recordados por sus escándalos, sus excesos, sus extravagancias ni su alcoholismo.

M.I.A.: La revolución en la moda

La artista británica M.I.A. lanza su nuevo álbum, 'Matangi', y aprovechamos para hacer un repaso al ecléctico estilo que la acompaña desde sus inicios.

Los discos de Muse: del peor al mejor

No era sencillo sorprender a la audiencia de los últimos noventa ni los primeros 00's, pero Muse fue capaz de conseguirlo.

Lo más comentado

Si haces electrónica no te llames músico

Llegas a un concierto y, en un inmenso escenario, solo hay un hombre y un ordenador. ¿Es un músico? No, él hace electrónica.

¿Es necesario el ‘The Endless River’ de Pink Floyd?

Los restos de la mítica formación de Pink Floyd inventan un nuevo álbum que puede seguir dañando su discografía.

RelacionadosNo te los pierdas
Seleccionados para ti