Supersubmarina (La Riviera, Madrid) 15.12.2011

-

Hoy está Rihanna en Madrid, pero nosotros nos sentimos el Centro de atención”. De este modo anunció José Chino, voz de Supersubmarina, uno de los temas de su debut Electroviral (2010) que sonaron ayer ante las más de 2.000 personas que acudieron al concierto de los jienenses en La Riviera madrileña. Efectivamente, en el Palacio de los Deportes andaba la cantante de Barbados, pero quien quería escuchar guitarras y melodías de verdad, estaba en la sala de la Ribera del Manzanares.

Vetusta Morla o Noel Gallagher no son los únicos nombres que han llenado la sala madrileña en los últimos meses (o van a hacerlo, como es el caso de Enrique Bunbury en febrero). Ayer por la noche se repetía la escena con una banda que poco a poco se ha ganado un destacado puesto en el interesante escenario musical patrio que, afortunadamente, ha florecido en los últimos años, y que en apenas catorce meses ha pasado de agotar Joy Eslava a agotar La Riviera, que no es nada fácil.

La abarrotada sala de las palmeras saltó, cantó y mantuvo los brazos en alto durante hora y media, una extensión de tiempo que ya quisieran muchos, teniendo en cuenta el precio de la entrada (unos 12 euros) y que el grupo cuenta con un largo y tres eps. Precisamente con el último que han editado, Realimentación, y concretamente con el primer corte, Kevin McCalister, arrancaron el concierto, y con él el griterío que se concentraba en las primeras filas pobladas de postadolescentes con sus cámaras de fotos.

Perdón, debería corregir esta última frase. El griterío había empezado unos minutos antes, cuando Jose Chino, Pope (bajo), Jay (guitarra) y Juanra (batería) saltaron al escenario, y sobre todo cuando Chino se posicionó en el centro con sus mejores galas. Muy elegante con una chaqueta gris y corbata negra, el joven vocalista se convirtió en la diana de todos los flashes (y de todos los piropos). El fenómeno de las jovencitas con camisetas del artista en cuestión no es solo cosa de la radiofórmula y el pop más comercial. Si algunas no se pintan la cara no será por falta de ganas.

El público cantó al unísono prácticamente todo el repertorio (bajó el volumen del coreo cuando Chino se sentó al piano para tocar OCB, tema de su segundo ep, Supersubmarina, de 2009), un recorrido por la corta pero intensa discografía de del grupo, que le dio bien a la guitarra para contar la agridulce historia de Ana, fue construyendo poco a poco El encuentro y le dio aún con más garra en la potente Puta vida y la citada Centro de atención. Pero la electricidad fluyó por la sala con las primeras notas y ese “¡eh!” de LN Granada y casi se produjo un cortocircuito cuando las hipnóticas y efectivas imágenes de las pantallas que les cubrían las espaldas y una ruidosa intro dio paso a XXI. Los ‘bichos’ se volvieron locos.

Tras despedir la primera parte con Ola de calor quedaba la descarga final: la instrumental Magia electroviral anunció la llegada de Eléctrico,  y los presentes apenas pudieron reaccionar cuando empezó a sonar Supersubmarina con el correspondiente “su su su su su su” y, para rematar, el pegadizo guitarreo de Cientocero, canción que dio título al primer ep que vio la luz en 2008.

La carrera de Supersubmarina sigue avanzando con paso firme y esta noche triunfal en Madrid no fue más que una prueba más superada con creces. ¿La fórmula? El público mayoritariamente femenino de sus directos indica que las agraciadas facciones del vocalista tienen algo que ver, las cosas como son, pero no es el factor principal ni mucho menos. Hay una inmejorable presencia y actitud sobre el escenario, un buen puñado de melodías, letras del día a día y una voz talentosa, la de Jose Chino quien, rodeado de “la mejor banda de amigos del mundo”, tenía toda la razón cuando cantaba en los últimos minutos del concierto: “Esto no ha hecho más que empezar…”. Desde luego que no.

Beatriz H. Viloria

Redacción #HTM
De 2009 a 2014 fuimos el magazine digital, musical e independiente líder en habla hispana en internet con más de 250.000 sesiones mensuales. Un producto creado y dirigido por Berto Barros.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Lo + visto

Si haces electrónica no te llames músico

Llegas a un concierto y, en un inmenso escenario, solo hay un hombre y un ordenador. ¿Es un músico? No, él hace electrónica.

Los discos de Radiohead: del peor al mejor

Los cinco miembros de Radiohead nunca serán recordados por sus escándalos, sus excesos, sus extravagancias ni su alcoholismo.

M.I.A.: La revolución en la moda

La artista británica M.I.A. lanza su nuevo álbum, 'Matangi', y aprovechamos para hacer un repaso al ecléctico estilo que la acompaña desde sus inicios.

RelacionadosNo te los pierdas
Seleccionados para ti